You are here:

Xixim Hotel, refugio de tranquilidad y confort

Sentir que prácticamente despiertas sobre la arena, con el sonido de las olas del mar armonizado con el canto de las aves, pero dentro de una habitación idílica y suntuosa, naturalmente iluminada, es un sueño posible de alcanzar, aunque casi imposible de creer, pero sí, Xixim Unique Mayan Hotel, ofrece esa posibilidad al ser un paraíso localizado en Celestún, en la Península de Yucatán, allá donde la naturaleza abunda y se impone.

Viajar y hospedarse en un sitio así, naturalmente reconforta, te permite sentirte relajado y a la vez sano en cuerpo y alma. Y sí, Xixim se encarga de los detalles para hacer de este escape una experiencia revitalizadora sin comparaciones, al amenizar tu fresca habitación con mantras y motivos naturales, mientras disfrutas de un delicioso café con pan artesanal, sin que se interrumpa tu descanso.

Otros detalles son las regaderas que brinda la sensación de estar tomando un baño al aire libre; los caminos con senderos interpretativos y disfrutar desde una hamaca paisajes extraordinarios del Golfo de México con su oleaje en calma, pero aún más se puede apreciar el vuelo de alguna de las 260 especies de aves que habitan en Xixim, o ver correr a un travieso mapache, y de ofrecerte una vasta cantidad de opciones recreativas en la naturaleza, para cuando decidas que ha sido ya demasiada paz y silencio.

Además del ambiente natural a cada paso, Xixim brinda amenidades complementarias como una biblioteca multilingüe, un pabellón gigantesco perfecto para practicar yoga, un espacio de bienestar para recibir masajes relajantes y premiarse con un jugo natural de combinaciones excéntricas y curativas, una alberca con jacuzzi con acceso exclusivo para adultos y otra ideal para toda la familia, pero lo mejor, es su cocina, basada en ingredientes de la región minuciosamente seleccionados para llevar hasta su mesa los sabores más representativos de la gastronomía yucateca, a los que se adhieren creaciones fusión y un sorprendente menú vegetariano.

Tal vez, aunque no lo desees, las vacaciones terminan, pero los sabores, los sonidos del día y la noche, la sensación de paz y gratitud por vivir esa experiencia, la calidez de su gente, te harán volver en múltiples ocasiones, haciendo de Xixim su refugio de serenidad.

Este concepto hotelero siempre evita transgredir el medio ambiente, en Xixim te desconectas, pero en el momento en que lo requieras puedes regresar a la realidad para tener acceso al teléfono, al internet inalámbrico o a la televisión si así lo desea; todo está diseñado para adaptarse a sus necesidades, sus elementos arquitectónicos, sus pabellones adecuados para reuniones, eventos e incentivos, o el gimnasio, equipado para un adecuado entrenamiento cardiovascular.

Pero no sólo eso es tecnología en Xixim, a partir del 18 de julio de 2017, nuestras suites ya cuentan con equipo individual de aire acondicionado, lo que seguramente hará todavía más placentero su descanso en el hotel, adicional al sistema de ventilación cruzada en las habitaciones, reciclaje de basura, un sistema de potabilización y reciclaje del agua, un complejo Sistema Integral de Reciclaje de Desechos Orgánicos, entre muchas otras medidas son parte de las aportaciones de Xixim al medio ambiente, basando su diseño en un concepto ecológico auto sustentable, y evitando romper el equilibrio del entorno en la medida de lo posible.

Quizás te preguntes ¿qué hacer en Xixim, para cuando ya ha sido suficiente el tiempo de estar en calma, leer, pensar, escribir o meditar?, Xixim te tendrá reservadas distintas sorpresas, que van desde juegos de mesa para disfrutar en familia, una tienda-museo en la que te sorprenderán las más diminutas especies del reino animal, hasta increíbles excursiones para disfrutar de la riqueza que la naturaleza tiene también en los alrededores del hotel.

Se puede tomar libremente una bicicleta para aventurarse por los circuitos aledaños, o preferir un kayak para jugar en el mar, aprender de botánica en los senderos interpretativos, o de ecotecnias, haciendo un paseo “detrás de cámaras”, tomar una clase de cocina, pasar una divertida tarde de películas, visitar el faro o las salinas, o ir más allá, a realizar un safari nocturno buscando observar cocodrilos en su hábitat, practicar la pesca, observar todo tipo de aves, darse un chapuzón en los petenes, visitar la zona arqueológicas de Uxmal o las preciosas haciendas yucatecas, introducirse en las cuevas de Calcehtok o fotografiar los cenotes de la región.

Xixim es un sitio que una vez que le conozca, volverá a llamarle, a atraerle con su magnetismo y belleza, a contagiarle de su misticismo, a enterarle de que casi terminando el mapa, hay un refugio de paz esperando por ti.

Copyright © Platiquemos de Turismo 2019

Template by Joomla Themes & Projektowanie stron internetowych.